jueves, 29 de octubre de 2015

Un pueblo adelanta la Navidad para que un niño enfermo terminal de cáncer pueda disfrutarla


Evan Leversage, un niño de 7 años ha sido diagnosticado con un terrible cáncer que, según los médicos, le va a impedir vivir su última Navidad. Todo el pueblo decidió adelantar la Navidad para que Evan pudiera vivirla y ser el protagonista.

Una gran historia conmovedora que nos demuestra que todavía hay razones para creer en un mundo mejor.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada